Objetos virtuales

Los objetos virtuales más caros del mundo subastados durante la exposición son un ejemplo de propiedad virtual.

Debido al auge de la propiedad virtual, desde objetos mágicos de videojuegos hasta cuentas aseguradas ante el hackeo, he decidido crear una serie de objetos virtuales. Hoy en día la propiedad virtual ha adquirido valor real, ya que se puede vender por dinero real. Mis objetos virtuales no están hechos de pixels sino que se pueden percibir en el mundo real. Debido al efecto campanilla, el valor de estos objetos subirá conforme más gente crea en su existencia y valor. Pero, ¿cómo hacer objetos virtuales que se perciban en la realidad? Si tomamos la definición de “virtual”:

virtual

  1. adj. Que no se concreta en la realidad aunque reúne las condiciones para ello es el virtual vencedor potencial.
  2. Que tiene existencia aparente y no real. foco virtual; realidad virtual.
  3. Que es implícito o tácito.

A continuación te muestro los objetos virtuales más caros del mundo subastados en el futuro

De esta forma, vacío el producto de su carcasa con delicadeza para que se siga percibiendo lleno: así el papel de un bombón que no contiene tal bombón pero que conserva su forma como si estuviera lleno, es un bombón virtual.

Estas nueces también fueron vaciadas de su contenido, uno de los objetos virtuales más caros del mundo subastados, su valor sube gracias al efecto campanilla. El efecto campanilla consiste en dar valor a un producto o simbolo de manera colectiva, cuantas más personas crean en su valor más real se hace. ¿Cuanto vale en realidad el papel de un billete de 100 euros?.

Y si te digo que las capsulas de éste blíster son los objetos virtuales más caros del mundo subastados, ¿te lo creerias?. Todo depende del valor que le den los compradores. Yo solo te digo que cada cápsula tiene un efecto mágico, tomarla produce una catarsis que te cambiará la vida.

Lo mismo he hecho con medicinas, nueces…que adquieren propiedades mágicas por ser virtuales: igual que el traje del emperador desnudo.

¡Compártelo!